ARCH LINUX vs MANJARO – Diferencias, similitudes. ¿Cuál escoger?

Arch Linux y Manjaro, dos distribuciones muy similares (puesto a que la segunda se basa en la primera). Pero, aún así, tienen sus diferencias. ¡Ven a conocerlas!

ARCH LINUX vs MANJARO – Diferencias, similitudes. ¿Cuál escoger?

  • twitter
  • facebook
  • telegram
  • jetpack-whatsapp
  • tumblr
  • reddit
  • pinterest
Publicado el 4 de julio del 2021 a las 9:42 PM · 0 comentarios · 6.269 visitasPublicado el 4 de julio del 2021 a las 9:42 PM
0 comentarios · 6.269 visitas
Arch vs Manjaro

Arch Linux es como ese frescor, esa brisa azul de verano que a muchos usuarios les gusta, quizás por ser algo simple, sencillo y que puedes “construir” a tu gusto.

Mientras que Manjaro es la limonada que tomas mientras disfrutas de esa brisa azulada cerca de la playa, pues es una derivada de Arch Linux, pero con un enfoque totalmente diferente.

Ambas distribuciones son muy parecidas, pues tienen bastantes similitudes, y otras no tan similares. Vamos a ver, pues, diferencias y similitudes entre ambas… Que prefieres… ¿La brisa de verano o el zumo de limonada?

Introducción

Dentro de la intriga y del poder que halla dentro del mundo de Arch Linux, existen varias distribuciones de Linux. A muchos usuarios les encanta este mundo y dentro de este, quizás Arch Linux y Manjaro son las distribuciones más famosas.

Arch Linux es el corazón de este mundo, es la “distribución madre”, mientras que Manjaro es una derivada, pues está basada en Arch. Eso significa que es muy, pero muy similar, aunque, una de sus primeras diferencias es la filosofía y enfoque de cada distribución… sí, cada distribución tiene una filosofía.

Filosofía

La filosofía o el enfoque principal de Arch Linux consiste, básicamente, en que el usuario “construye” la distribución a su manera.

Instalación de Arch con Arcris.

¿Qué significa eso? Que eres tú, sí, tu, quién decide qué escritorio instalar, que paquetes instalar y qué programas instalar, además, todo eso lo tendrás que configurar a tu manera, teniendo en cuenta que no hay nada que venga configurado por defecto. Podríamos decir, que Arch busca la sencillez, minimalismo y una libertad dirigida al usuario, de hacer y deshacer a su antojo cómo quiere la distribución.

Manjaro, en este caso, sería lo contrario. Pues este busca la comodidad del usuario, y por ende, la distribución ya viene “construida”, con todos los paquetes que puedas necesitas y con un escritorio instalado por defecto, aunque luego puedes cambiar las cosas, sí, pero ya viene con esas cosas por defecto. Así que, Manjaro busca la comodidad y el ofrecer un entorno “user-friendly” tanto para usuarios experimentados como para usuarios noveles en Linux.

Instalación

Estas dos caras, estas dos filosofías se reflejan por ejemplo en la instalación de cada distribución.

Arch Linux ofrece un instalador… ¡No! ¡Espera! Arch Linux no ofrece ningún instalador ya que viene con una sola imagen ISO, usa ISO que grabas en un pinche lápiz (Ya.. es que me hace gracia llamarle pinche.. ¡pinche!) y esa imagen te sirve para cualquier escritorio que quieras tener, pues viene sin nada… con una terminal en la cual necesitarás ejecutar miles y miles y miles de comandos… entre ellos para configurar la conexión de red, algo que es complejo especialmente si usas Wifi, el particionado de disco (otro dolor de cabeza…) y la instalación de programas y del escritorio… si es que quieres usar escritorio.

Sí, es una distribución algo complicada… pero a los usuarios les gusta… Durante la instalación aprendes mucho y además, Arch Linux acaba siendo una distribución muchísimo más ligera que Manjaro, ya que solo le instalas lo que realmente necesitas.

¡Punto positivo para Arch Linuuuuuuuuuuuuuux!

Pero… ¿Y qué pasa con Majaro?

El wallpaper de Manjaro

Manjaro es como Ubuntu… (uff, lo que acabo de decir…) viene con diferentes ISO, cada una con un escritorio diferente preinstalado. La enciendes en el pinche USB y te aparece el instalador. Así, sólo tienes que hacer lo que hacías en los viejos tiempos cuando usabas Windows, seguí al asistente y ya está.

Fácil, cómo y rápido. Ideal para usuarios que prefieran empezar a trabajar sin perder… o mejor dicho.. sin invertir tiempo, en la instalación o configuración.

Rolling Release

¡Más cositas! ¿Cómo funcionan estas distribuciones?

Ambas son “rolling release”. Y dirás ¿Y qué es eso? Básicamente cuando hay una nueva versión de un programa, novedades, nuevas características y/o errores… tanto Arch Linux como Manjaro son las primeras en disfrutar dichas novedades.

Por ejemplo, si acaba de salir la nueva versión de Gnome, la versión 4, Arch y Manjaro serán una de las primeras en disfrutar dicha versión y eso aplica a cualquier software. Mientras que otras como Ubuntu o Fedora, suelen tardar más, tardan más en recibir nuevas características.

Manjaro viene por defecto con mucho software.

Entonces… en este caso, ¿Arch y Manjaro son iguales? ¡Pues no! Cuando aparece un nuevo programa, una nueva característica o actualización, esta pasa primero por Arch Linux y luego, después de una semanas llegará a Manjaro ya que Manjaro realmente no utiliza los repositorios de Arch Linux (excepto el repositorio AUR, que es de la comunidad). Además, cuando llegan paquetes nuevos a Arch, Manjaro los tiene que probar e incluso parchear y suele pasar por varias ramas.

¿Qué significa eso?

En Arch Linux no hay ramas, es totalmente rolling release. Paquete nuevo recién sacado del horno, paquete servido al plato. Mientras que en Manjaro, los paquetes nuevos pasan primero por la rama Unstable (una variación con paquetes inestables) luego, después de ser parcheados, pasan por Manjaro Testing, donde los beta testers, usuarios que usan esa rama, prueban el Software, y si el paquete se considera estable, finalmente llega a la rama normal de Manjaro.

Total, que prefieres algo de “inestabilidad” pero a cambia de estar siempre a la ultima con el sistema super actualizado: Usas Arch; Si prefieres más estabilidad pero programas “no tan nuevos”, usas Manjaro.

Software

En cuanto a gestión de software, Manjaro, de entrada, es más fácil de utilizar. No solamente porque venga con todo preinstalado, sino que además ofrece herramientas gráficas que en Arch Linux, de entrada, no están instaladas.

Octopi, un gestor de Paquetes para distros basadas en Arch.

Por ejemplo, ambas distribuciones utilizan Pacman, un gestor de paquetes TAR. Manjaro, además, viene con Pamac, pamac es un gestor de paquetes visual y muy amigable para cualquier tipo de usuario. Esto facilita muchísimo la instalación y gestión de programas.

Esta utilidad en Arch no viene preinstalada. ¡Ah! Pero se puede instalar… Sí, pero no es un procedimiento muy amigable, que digamos. Además Manjaro facilita ciertas tareas como la instalación del controlador gráfico. Por ejemplo, si usas Nvidia, (tarjeta que tiene mucha envidia a Linux). En Manjaro hay utilidades y la opción de instalar el controlador privativo o el libre de una manera muy sencilla.

En Arch hay que usar comandos.

Conclusión

¿En esencia? Son distribuciones casi idénticas, aunque una está dirigida más a usuarios más experimentados y la otra a usuarios que, o bien tienen menos conocimientos o que prefieren cierta comodidad.

Es como la comida, una cosa es comer en casa, y otra ir al restaurante y…Ya, otra vez comparando las distribuciones con comida…